Potaje-azafrán

El potaje al azafrán es uno de esos platos que no puede faltar los primeros días de diciembre. No solo es bueno para el frío, sino que llena el estómago para preparar todas las actividades del día a día.

 

En otros artículos hablábamos del potaje de Vigilia, tan común en Semana Santa, además de la cazuela de pescado con azafrán o el rodaballo con salsa de cava y azafrán, una receta particularmente interesante para las fechas navideñas.

 

Pero con este plato, el potaje al azafrán, queremos enseñarte una opción deliciosa y nutritiva para que cocines hasta que llegue el invierno, y mucho más. Esta es la receta:

 

Receta: Potaje al azafrán

Ingredientes

  • 100 gr. cebolla
  • 40 gr. ajos
  • Aceite
  • Unas hebras de azafrán
  • 100-150 gr. chorizo fresco en rodajas
  • 50 gr. jamón serrano en tacos
  • 800 gr. agua
  • Cacito o pastilla de carne
  • 1 hoja laurel
  • Sal y pimienta
  • 75 gr. arroz
  • 200 gr. patatas en cuadraditos
  • 400 gr. garbanzos cocidos

Elaboración

En primer lugar, pica la cebolla y los ajos menudos y procede a pochar con un poco de aceite y sal en una sartén. Intenta que el aceite esté caliente a fuego medio, para que veas cómo la cebolla chisporrotea delante de tus ojos.

Incorpora el azafrán, el chorizo y el jamón serrano y sofríe la mezcla durante dos minutos, removiendo continuamente para que no se te queme la especia. Después, es solo cuestión de añadir el agua, el cacito o pastilla, laurel, sal y pimienta.

Una vez haya comenzado a hervir, es el momento más importante de la cocción: añadir el arroz y las patatas en cuadraditos. Estos dos alimentos están llenos de hidratos de carbono, que te ayudarán a recomponer las células de tus tejidos y músculos, por lo que son ideales para cualquier plato de otoño e invierno.

Por último, deja cocer a fuego medio durante 12 minutos antes de incorporar los garbanzos cocidos. Cuando tengas todo bien hecho, rectifica con la sal y deja otros dos minutos antes de terminar la cocción.

Deja reposar durante 10 minutos y sírvelo conforme apagas el fuego de la olla. Es importante que la comida esté caliente y que haya cantidades suficientes para todos, porque de esta forma te aseguras de que nadie pase hambre.

Puedes combinar este plato en tu dieta con la sopa de azafrán de Karlos Argüiñano, una receta excelente a la que puedes añadir pasta, fideos o incluso pan, de la forma tradicional. ¿Te gusta el potaje al azafrán? Déjanos tu comentario en redes sociales para que podamos leerlo.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *